Reseña y Fotogalería | Vive Latino 2019 | Domingo 17 de marzo | Foro Sol.

MeloMagazine mx17/03/201936min
IMG_7256.jpg

20 aniversario del festival más grande de Iberoamérica…


Texto: Ángel Santillán | @angelchantilli

Fotos: Bernardo Ameneyro Esquivel | @nayoameneyro

#20añosVL19

El segundo y último día de actividades del 20 aniversario del Vive Latinonos recibía con un clima cálido pero airoso. Los headliners internacionales, marcados por una brecha generacional importante, convocaron tanto a personas muy jóvenes en el bando de The 1975, como personas ya de una edad más longeva del lado de Santana. Ambos proyectos se presentarían casi al mismo tiempo en diferentes escenarios y con una disputa de público divido, pero eso sería casi al final del día.

Odisseo

Luego de demostrar que los cambios son para mejorar, la ahora considerada como una de las bandas jóvenes más importantes del rock mexicano de esta década, nos propusimos como segundo objetivo del día fue asistir a la presentación de Odisseo en el escenario Escena Indio para disfrutar de sus letras románticas de corte new wave que toma lo mejor del rock y del pop.








Los Estrambóticos

El trabajo de Pino (voz) David “Chadou” Sánchez (guitarra), Gabriel Bronfman (bajo), Adrián Vallarta (bateria), César “Chi Chi” Rojas (teclado), Pablo Coello (sax) y Helios Escalona (trombón), los ha valido el reconocimiento de ser una de las bandas pioneras del movimiento ska en México. Luego de presentarse en cualquier cantidad de escenarios, aprovecharon la oportunidad de presnetarse en el Escenario Indio o principal para recorrer su historia musical, escrita en más de un cuarto de siglo de constancia y lucha.






Los Viejos

Momento de volver a vivir una de las mejores experiencias vividas en cuanto a actos en vivo se refiere Los Viejos, dúo de ancianos rascuaches, destructores y liosos que han compartido lo mejor de su vejez para nunca dejar de patinar mientras disfrutamos de su punk rock,  que logró zangolotear todito el escenario de la Carpa Doritos Bunkercuyo gran show prendió el lugar, provocando el primer slam de la segunda jornada.

 





El Gran Silencio

De vuelta al Escenario Indio, el público respetable y conocedor del escenario principal, dio la bienvenida a El Gran Silencio, de rock en español de Monterrey, NUevo León, creadores del free style norteño para seguir con la celebración de 20 años con baile provocado por su estilo de harto orgullo Latinoamericano que fusiona géneros anglosajones como el rock, reggae, hip-hop con música latinoamericana tradicional como cumbia, vallenato y obvio algo de norteño.






Bengala

Uno de las presentaciones más esperadas del segundo día de actividades del festival, desde nuestro punto de vista, fue con Bengala, banda mexicana de rock conformada por: Diego Suárez (piano), Amauri Sepúlveda (guitarra), Jesús Herrera (guitarra), Sebastián Franco (bajo) y Marcos Zavala (batería), quienes regresaron de apoco a los escenarios para demostrar que la química entre ellos sigue intacta, así como sus ganas de hacer magia y más con el detonante creativo y emocional que provocan los reencuentros, el marco un escenario el Vive Latino, el Escena Indio.

Así, la agrupación capitalina Bengalareapareció luego de seis años de ausencia ¿y qué mejor? marco que el Vive Latino en el que presentaron sus dos nuevas canciones y éxitos que varios fanáticos (contándome) llevábamos esperando por tanto tiempo escuchar de nuevo.

 







El Tri

De vuelta al escenario principal Escenario Indio y ya con los estragos en los pies de andar dos días caminando, llego el momento de revitalizarnos con el talento del maestro Alex Lora, pionero del rocanrol mexicano y líder de El Tri de México, banda de rock originaria de Chilangolandia que ha hecho ruido desde 1968, y que ha sabido renovarse con la libertad que caracteriza a la banda, haciendo todo tipo de denuncias a través de sus letras.

La vigencia es su sello de distinción, arropando a las nuevas generaciones para dejarles claro que el rock vive al grito de guerra ¡Qué viva el rocanrol!










Los Tres

Ya con el sentido crítico afilado por ver a puro maestro arriba del escenario, llegó el turno de los capos chilenos Álvaro Henríquez y Roberto “Titae” Lindl, líderes de la agrupación de rock chilena Los Tres quienes se presentaron en el escenario Escena Indio, ubicado en el estado de futbol Palillo para dar cuenta del porqué es una de las bandas referentes y más influyentes en Latinoamérica desde la década de los 90.

Entre gritos y aplausos, el público les dio  un gran recibimiento a Los Tres quienes sorprendieron con su repertorio e invitados especiales arriba del escenario: Meme Del Real y Rubén Albarrán, ambos músicos de Café Tacvba; Meme colaborando en los teclados y en las vocales en “Olor a Gas” y Rubén solo en las vocales en “AmorViolento”.

Así, los músicos originarios de Concepción, Chile, lograron conectar nuevamente con el público mexicano en una fiestota de corte rockabilly que terminó de calentar de nuevo nuestras extremidades para afrontar la segunda mitad de la última jornada del 20 Aniversario del festival más grande de Iberoamérica.




Bunbury

Nuevamente en el escenario principal, llegó el momento de saludar al cantante, músico y compositor Enrique Bunbury quien ha cosechado cualquier cantidad de éxitos desde que tomo las riendas de su carrera en solitario desde 1997, decisión que le permitió revitalizar su relación el público mexicano que hechizado por su arte no hicieron más que vincularse más con su trabajo.

Así, Enrique Bunbury logró convocar una masa impresionante de gente en el Escenario Indio, para abarcar su participación con sus mejores hits tanto solista como un par de Héroes del Silencio.










Javier Bátiz

Calificado como una leyenda viva, el maestro originario de Tijuana, Javier Bátiz logró traer a nuestro país, a través de su guitarra el blues y una nueva forma de composición a nuestro país lo que le permitió trasecender a varias generaciones que se han enamorado de  su música, dándole por primera vez en su vida, la oportunidad de presentarse en el Vive Latino.

FOTO: OCESA PRENSA/SALVADOR BONILLA




Juanes

Por su parte, el cantante, compositor y músico colombiano que fusiona rock con pop latino,  dijo sentirse muy feliz por estar por primera vez en un Vive Latino ¿y cómo no? si la respuesta de la gente fue impresionante en cuanto a la asistencia entre fans y uno que otro curioso que no contábamos con el conocimiento de sabernos varias rolas del colombiano, hasta ese momento.

Fotos: OCESA / Raúl “Kigra”




Snow Patrol

Saliendo de la última curva para acelerar a fondo en la recta final del segundo día de actividades del Vive Latino, llegó el turno de presenciar el acto en vivo de Snow Patrol, banda originaria de Reino Unido, fundada en 1998 por Gary Lightbody y Mark McClelland, considerados profetas musicales del grunge, que están de regreso tras una pausa de siete años con “Wildness”, su nuevo álbum.








 Café Tacvba

Reconocida como una de las bandas más consolidadas y trascendentes de América Latina, con casi 30 años de trayectoria y ocho discos de estudio en su carrera, Café Tacvba se presentó unos cuantos minutos antes lo programado en el Escenario Indio o principal para hacer gala de su sonido ecléctico que le ha permitido encontrar diferentes canales de diálogo con sus fans a través de su música.









Regresamos de nuevo para ver a un histórico, de los pocos sobrevivientes del festival Woodstock a casi 50 años, el guitarrista México-americano Carlos Santana. Él, junto a su ensamble de grandiosos músicos, llenaron de sabor el Vive Latino con hits setenteros y otros más noventeros y del nuevo siglo. Aunque la gran ausente fue “SoulSacrifice”, tema que lo inmortalizara en el mencionado festival de Woodstock.

El heavy metal de Korn cerró toda actividad en el Escenario Indio entre headbangin del público que ya de notaba, en su mayoría, cansados al rededor de la 1:00 am. Así, Vive Latino dio final a otro año más, uno que celebró su 20 aniversario de existencia en sus distintas ediciones que quedarán marcadas por varias generaciones, y que seguramente, lo seguirán haciendo muchos años más.

FOTOS: CESAR VICUÑA/OCESA

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *